NO, ENE O, by Patronio

By | 10:14 2 comments
¿Qué os pareció el post de las chicas sobre lo de saber decir NO a alguien? No sé vosotras, pero a mí me encantó. Y más me gustó la charla que tuve este pasado fin de semana con Mireia sobre este tema. Yo le dejé claro mi punto de vista: hay que ir sin rodeos, y soltar el NO a la primera de cambio.
Sin embargo, lo he vuelto a meditar, y tengo que rectificar, porque me he visto en esa situación en un par de ocasiones, y reconozco que antes de soltar un NO, lo que hice fue intentar soltar un par de excusas diplomáticas para ver si las chicas en cuestión lo pillaban. Os contaré una de estas historias.

Nos conocimos en uno de los locales donde suelo salir. Luego resultó que tenemos conocidos comunes. La cuestión es que a los pocos días de conocernos me dio la sensación de que ella tenía cierto interés en mí. Pero tampoco estaba seguro de ello. Al poco tiempo esta teoría se confirmó. Una de esas noches de sábado, yo iba con uno de mis amigos dando un paseíto por el local para inspeccionar el terreno. Entonces nos la encontramos de repente, y la saludamos. No tardó ni un minuto en decirme "... a ver qué día me dejas que te invite a cenar!...". ¡Glups! Ahora tocaba pensar cómo salía yo del paso, consiguiendo al mismo tiempo no pisarla como a una colilla y hacerle ver mi desinterés en dicha propuesta.
Suerte que entre mis virtudes, que no es que sean muchas, está la de tener una mente bastante ágil y rápida. Gracias a eso le pude decir un rápido "...uy! Te iba a salir muy caro, porque yo no voy a restaurantes de menos de 100 euros por cabeza...", a modo de broma indirecta. Tenía dudas de si la chica había pillado la indirecta o no.
Tiempo más tarde volvimos a coincidir, y no sé cómo, empezó a hablarme de viajes y cruceros, y me propuso una invitación a hacer un crucero juntos. ¡Joder! ¡Otra vez a darle al coco a mil revoluciones! Lo primero que me salió fue un "... uf, es que yo en el mar me mareo mucho...". Ella me llamó "nenaza", lo cual no me molestó lo más mínimo, siempre y cuando eso sirviera para que la chica desistiera en proponerme planes que yo iba a rechazar de manera automática.

Así acabó el acoso por parte de esta chica. Por suerte, era una chica muy maja y simpática y a día de hoy seguimos teniendo un trato de amistad muy bueno. Ahora que lo pienso me alegro de haberle puesto un par de excusas antes de soltarle un contundente NO. Y suerte que ella no insistió con una tercera propuestas, porque entonces sí que hubiera escuchado un NO que hubiera retumbado en toda la ciudad.

Para finalizar diré que cada uno haga lo que quiera. Yo recomiendo un par de excusas antes del NO. Aunque reconozco que según el personaje que tengas delante sí que puedes soltarle ese famoso NO en la primera propuesta.



Entrada más reciente Entrada antigua Página principal

2 comentarios:

  1. Hombre... es que yo creo que no fuiste muy claro!! A mí me hubiera dado la impresión de que estás incluso tonteando con bromitas!! jijiji

    Yo es que soy más borde. Si no me interesa y me ha dejado claro que quiere algo, soy seca y seria en las respuestas. Eso no da lugar a equívocos!

    Buen finde!!

    http://somestylestories.blogspot.com

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo no lo veo asi. Si le hubiera querido tontear hubiera aceptado su invitacion a cenar, en lugar de ponerle una excusa barata (o cara en este caso).
      Creo que cuando alguien te pone dos excusas seguidas, la cosa queda clara, por muy imaginativas (o poco) que hayan sido esas excusas.

      Eliminar

... Siéntete libre de comentar