CON LA MÚSICA DE OTRA PARTE, by Patronio

By | 8:29 4 comments
Tengo varias aficiones. Algunas son de carácter deportivo, unas son culturales, otras sociales. Voy a centrarme en las culturales, concretamente en la música.
Mis gustos musicales son de lo más variopinto. Van desde clásicos como Otis Redding o Barry White, hasta otros más actuales como Pastora, Kings of Convenience o Russian Red, y pasando por The Beatles, Credence Clearwater Revival, Queen o Paco de Lucía. Vamos, que casi de todo, siempre que exceptuemos el "riguitón" (reggaeton) o algún que otro género como la música máquina.
Al igual que otros tantos solteros, a veces me gusta disfrutar de un buen plan como el que puede ser el concierto de uno de tus grupos preferidos, siempre y cuando no escojas, como es mi caso, a The Beatles o Queen, ya que uno o más integrantes de los mismos dejaron este mundo, por desgracia.
Está muy bien poder disfrutar de la música en directo de tus ídolos musicales, pero el otro día hice una reflexión: tomé la decisión de no sólo ir a estos conciertos, sino también a algunos de Bisbal, Bustamante, Alejandro Sanz o el nuevo y aborrecido Michel Telo.
¿Y por qué voy a ir a estos conciertos? ¡Pues porque son lugares y momentos donde se pueden encontrar a mas chicas por metro cuadrado! Claro está que ese panorama es el ideal para conocer a alguna chica. Y si además te aprendes estratégicamente la letra de la canción más famosa del semi-cantante de turno... ¡buah, entonces sí que has triunfado! XD
Ahí, dándolo todo, y esperando que no te vea nadie que conozcas...

Pero toda cara tiene su cruz.

La cara es que gracias a este plan hayas conocido a una persona encantadora con la que compartir el resto de tu vida (o parte de ella).
La cruz de esta historia es que después de haberte dejado una pasta en una entrada para ir a un concierto que no te interesaba nada, y a pesar de haber conocido a alguien fantástico... tengas que aguantar el resto de tu vida sesiones infernales a todo volumen en tu casa de todos los discos de esos cantantes de poca monta que tanto odias.

A partir de aquí tú decides si quieres correr el riesgo de ir con la música a otra parte,... perdón,... quiero decir, con la música "de" otra parte.



Entrada más reciente Entrada antigua Página principal

4 comentarios:

  1. jjajajaj que grande eres Patronio...te veo en mitad de un concierto del Teló ese bailando hasta la coreografía del .....ai si eu ti pego(por cierto que horror de canción) jejejejej me meoooooo QUE GRANDE !!!

    ResponderEliminar
  2. Es curioso como esa mierda de canciones se pegan tanto!! La odio pero no puedo dejar de cantarla!! Es un invento del diabloooo!
    Eso si, a lo que me niego es a bailar esa coreografia.

    ResponderEliminar
  3. Si la bailaras te veo triunfando como el bacalao jejejej yo te la enseño Patronio venga!!!! ejjejeje

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mmmmm, la propuesta es interesante. Pero no puedo permitir que descubras mi verdadera identidad, jejeje.
      Aun asi podemos idear algo como ir yo con un pasamontañas (eso si, seria muy siniestro ver a un tio con pasamontañas bailando al son de Michel Telo).

      Eliminar

... Siéntete libre de comentar