ME HAGO MAYOR, MUY MAYOR! BY CHRISTIAN GAY

By | 9:00 Leave a Comment
Después de un tiempo de sin escribiros nada (un largo tiempo de reflexión y vaguerío) me he dado cuenta que hay momentos en la vida que para un tío son trascendentales:

- Cuando se te cae el primer diente. 
- Cuando te sale el bigote. 
- La primera vez que te afeitas. 
- El primer beso. 
- El primer polvo. 
- El primer amigo que se casa. 
- El primer amigo que se divorcia. 
- Cuando eres tito ( tito= tío enrollado)...

Pero, el más duro y traumático de todos estos momentos, es cuando te dan cuenta que debes dejar de ir a comprar tus modelitos/outfits en Zara o Pull&Bear eir a Massimo Dutti.

Eso sí es un ostión en toda la cara! Ríete tú de desengaños amorosos y peleas con amigos y familiares! No hay nada peor que este momento en que te das de bruces con la realidad y empiezas a darte cuenta que te has hecho mayor y debes asumir tu edad y tus condiciones físicas.

A ver, matizo y no dramatizo.

Por poder se puede seguir yendo a comprar Zara y Pull&Bear aunque, quizá nuestra talla haya cambiado. Aún seguimos luciendo y defendiendo como nadie los modelitos que se pueden considerar juveniles. Las cosas como son.

El problema no es poder. El problema es querer seguir demostrándonos que somos jóvenes, aunque hay veces que lo que debemos hacer es adaptarnos a las circunstancias.

Porque amigos treintañeros, hay un momento en la vida en que debemos dejar de lado los pantalones pitillos rotos, y cambiarlos por unas chinos de toda la vida.
Que debemos dejar las camisetas de tirantes atrás, y cambiarlas por camisetas de cuello redondo y manga corta. Las camisetas estampadas por polos, las sudaderas por un cardigan, las camisas floreadas por unas camisas de cuadros o unas oxford de toda la vida, las chupa de piel por una americana de "señor", las converse por unos mocasines y la mochila por un maletín.

Y, ese maldito momento, me ha llegado. No se si seré capaz de adaptarme a mi nueva situación pero... A Dios pongo por testigo que aunque deba ir a vestirme a Massimo Dutti o Mango Man no vestiré nunca como un señor.

Para eso deben pasar aún unos años más. Pero el primer paso hacia la tercera edad ha llegado.

You are not welcome madurez!


Entrada más reciente Entrada antigua Página principal

0 comentarios:

... Siéntete libre de comentar