Anteriormente en The Singlelist

Queridos amantes del sushi. Acabo de descubrir una pequeña taberna en la que se come un sushi tremendamente bueno: Fukamura. Tenéis que anotarlo en vuestras restlist.

Uno de esos restaurantes en los que no hay que dejarse llevar por la decoración o la cuquez sino disfrutar de su buena cocina.

Un nuevo restaurante cuyo director y chef Daisuke Fukamura (que ya lleva años liderando las cocinas de varios restaurantes japoneses en Barcelona) se lanza ahora en solitario con este pequeño espacio nipón en la zona donde Gracia delimita con el Ensanche.

Un pequeño local pensado para tan solo 18 comensales y que ofrece una cocina fresca, artesana, con platos cocinados y preparados al momento. Una cocina que se basa sobre todo en el recetario tradicional de Japón con algunas creaciones propias y como le gusta decir a él “un toque mediterráneo”.

Como os decía, la oferta de la carta de Fukamura es, como se ha dicho, un recetario de clásicos japoneses con sus toques de autor. En ella brillan sobre todo el sushi y los niguiris de gran calidad, preparados de forma tradicional. Pero también conviene probar la sopa de miso con caldo de buey y setas de temporada, el tataki de atún con crema de coliflor con yuzu, el kakiage de langostino, sepia y alcachofas, los makis de toro con cebolleta y, su legendario uramaki Rainbow: de atún, salmón, aguacate y boniato flambeado, su trío de niguris con toro, anguila y vieira con erizo, el yakisoba o el solomillo salteado con shitake. Platos ligeros y sabrosos que crean adicción, lo que demuestra la gran fidelidad de su nueva “parroquia”.

No os dejéis perder sus mochis. El de fresa es ma-ra-vi-llo-so.

Fukamura
Carrer de Còrsega, 479
08025 Barcelona
930 23 36 43





Fukamura Barcelona

Fukamura Barcelona

Fukamura Barcelona

Fukamura Barcelona

Fukamura Barcelona

Fukamura Barcelona

Mochi de Fukamura




Desde hace años, he adquirido una bonita costumbre. Cada fin de semana compro flores. Me gusta levantarme y desayunar mientras contemplo la flor que ese fin de semana me acompaña: margaritas, tulipanes, gerberas, liliums... 
Agradezco cuando alguna amiga, amigo o familiar viene a casa con un ramo de flores bonitas. Y aún agradezco más que se incorporen a este mundo marcas que lleven flores a casa para hacer de un día normal, uno muy especial. 

Para poder convertir un día en bonito nace Florster

Su objetivo es que tengas las mejores flores y una experiencia diferencial y super guay al comprar sus bonitos ramos. Por ello, su equipo de florista crea diariamente un diseño diferente, usando solo flores de los productores locales. Así, crean ramos que combinan desde rosas rojas hasta tulipanes pasando por girasoles, margaritas o peonias. 

Además, conocerás sus ramos porque vienen decorados con un saco (tipo los usados para los granos de café) que envuelve los tallos de las plantas. ¡Súper bonito!

Lo más especial de todo, es que entregan los ramos en menos de 24h. Sus ciclistas son unos  superhéroes portadores de felicidad que pedalean con sus bicicletas por todos los puntos de Barcelona: La Diagonal, Les Corts, Sants, Sarriá, Poblenou, Barceloneta, Gracia, Born, Eixample. Desde hace unos meses, también llegan a Hospitalet de Llobregat y a Badalona. Y lo mejor de todo es que el envío es gratis.

Como colofón a todo esto, Florster graba un video de la entrega a domicilio, para que tú o la persona a la que se lo entreguen tenga un original recuerdo. 

Cuenta con ellos si estás buscando escusas para regalar: flores para el día de la madre, para día de Sant Jordi, para cumpleaños, para llevar al hospital o cualquier ocasión.

Así que no preguntes más dónde comprar flores en Barcelona y atrévete a enviarlas de la manera más original y olvida los típicos ramos de rosas a domicilio con peluches. ¡Hazte un florster y triunfa! 

Ahora con el código THESINGLELIST 
tendrás 5€ de descuento en tu primera compra.



Volvemos con un post de los que harán historia. ¿es posible ligar en el gimnasio?

Poneos en situación, tú estás corriendo en la cinta (bueno, en mi caso andando rápido y en subida) con tus leggins de Oysho y tus auriculares auriculares bluetooth deporte de Panasonic. De golpe, aparece el chico que te gusta, al que ves cada semana y te gusta más y más, y tú allí en tu mejor, o peor momento:

En primer lugar, dejemos claro que hay dos clases de solteros en un gimnasio.

* Los que ya han llegado a su objetivo de peso y 'fortaleza' y están allí de mantenimiento y contemplación del personal de sala.

* Los que estamos allí porque tenemos a Michelín patrocinando nuestra sesión y queremos llegar a hacer deporte por nosotros solos.

Bien, dicho esto, yo que soy de las segundas (como sabéis). Hasta el momento, siempre había pensado en que era imposible ligar en mallas, con una camiseta más que sudada, unos pelos de loca y una cara roja como tomatito. O lo que es lo mismo, en las peores condiciones que una tiene en su vida. 

Pero todo puede suceder y así pasó. 

Después de 30 minutos de cinta, yo iba con mis nuevos auriculares bluetooth y la típica lista de música motivadora de spotify para hacer deporte a toda leche y me dirigía para la fuente a rellenar mi botella de agua. De golpe, alguien tocó mi hombro. ¡Era él! que me hacía gestos para que me quitara los auriculares o bajara la música (una de dos). 

Una vez me los quité, con su masculina voz me preguntó: "¿y ahora qué toca?". No podía creerme que eso me lo estuviera  preguntando a mí, así, allí. Le respondí que iba a una clase de zumba que empezaba en 10' y me dijo: "¿quieres que tomemos algo después?" - Tardé medio segundo en decirle que sí ya que no podía estar más feliz.

Cuando salí de allí post ducha mi imagen era bastante mejor. 

Mario ( así se llamaba) y yo nos fuimos al bar de la esquina del gimnasio a tomar unas cañas y hablamos sobre nuestras aficiones, empleos y vidas. Y una cita llevó a otra, hasta que meses después Mario hizo un ghosting y desapareció del gimnasio y de mi vida. 

Aún me pregunto qué habrá pasado... 

De todos modos, toda esta situación me ha ayudado a creer en lo que dice mi amiga: " tia Mire, a los chicos les gustan con curvas" y lo que en su día dijo nuestro amado Patronio " a nosotros nos gustan más al natural como los yogures". 


Ligar en el gimnasio
(c) Scott Webb

Llega el fin de semana y el desayuno cobra su máxima importancia. Tenemos más tiempo para pararnos, disfrutar y comer todo aquello que nos apetece y que, entre semana, no somos capaces de hacerlo.

Por ello, dedicamos el post de hoy a: LOS CHURROS. 

Sí, sí, habéis leído bien. C-H-U-R-R-O-S,  

Os cuento un poco el porqué hago este post. Bien. Pensé en hacer este post después de un domingo que no me apetecía preparar nada para desayunar. ¿Sabéis ese momento que os levantáis con hambre pero no tenéis ganas de hacer nada, y te entra una hambruna que te comerías TODO? Pues aquí a la que os habla, se le encapricharon unos churros y pensó "¿pero dónde me como yo unos churros en Barcelona ahora?"

Os juro que en ese momento no me venía un solo local a la cabeza y preguntando a los amigos más foodies via whatsaap elaboramos un listado de lugares que hoy me permito compartir con todos vosotros. Por si un día os pasa como a mí, ya tengáis el trabajo hecho. Me queréis ¿verdad?


Pues ahí va el 'TOP 5 churrerías de Barcelona: 

Granja La Pallaresa: Ubicada en la calle reina de los churros con chocolate: la calle Petritxol lo más característico de ésta son sus antiguas “granjas”, que ofrecen calidad y tradición en sus clásicos productos. Entre estas granjas podemos encontrar La Pallaresa, un sitio que creo que todos los barceloneses hemos visitado más de una vez. En mi caso, mis abuelos me habían llevado allí muchas tardes de invierno a merendar una taza de chocolate caliente con unos buenos churros. Un local que cuenta con las tradicionales máquinas para hacer churros y que no ha cambiado por mucho que hayan pasado los años. Camareros de traje y camisa blanca que a día de hoy aún nos atienden como si el tiempo se hubiera detenido en el local. 

Comaxurros: Este segundo local lo conocí por un evento y me parecieron 'lo más'. Vendría a ser la churrería más 'fashioneti' de Barcelona. Un local que opta por modernizar el churro rellenándolo de sabores, colores y todos ellos riquísimos. Podéis encontrar churros dulces y salados entre los que os recomiendo:  los rellenos de trufa, de frambuesa y de fruta de la pasión. Los podéis encontrar en la calle Muntaner 562. 

Granja Viader: Volviendo a la tradición, no podía faltar en el ranking una de las más archiconocidas: la Granja Viader. Nacida en el 1870, esta granja ha visto pasar por sus sillas y mesas a figuras históricas como: Mossèn Cinto Verdaguer, Santiago Russinyol o Pablo Picasso. Un clásico de toda guía de Barcelona y el local en el que muchos pensamos queremos tomarnos unos buenos churros con chocolate. 

La Xocolateria de Oriol Balaguer: El premiado pastelero ofrece churros para merendar en su local ubicado en pleno barrio de El Borne de Barcelona, La Xocolateria. Una versión moderna de un clásico como son los churros con chocolate que esta chocolatería ofrece también en su versión take away. ¡Bien!

Churrería Sagrada Familia: Nuestra última propuesta llega de la mano de Glovo porque a falta de desplazamiento de uno mismo, siempre se pueden pedir en casa. La churrería de la Sagrada Familia es uno de los locales que aparecen en la app de comida a domicilio. Por sólo 2,90€ de gastos de envío el local pondrá en marcha sus amasadoras profesionales de churros y éstos llegarán a tu puerta en menos de lo que canta un gallo ;)

¿Desayunamos?

Churros - (c) Oscar Nord


La recién llegada Azimuth se cuela en nuestras terrazas favoritas.

Parecía imposible pero hay una terraza que se ha colado en nuestro top 10 de terrazas de hoteles de Barcelona que hay que conocer sí o sí. Esta, como os decíamos antes, es la terraza del hotel Almanac cuyo nombre: Azimuth nos evoca a las estrellas, al disfrute del cielo y de los cuerpos celestes.

Si tienes una cita, no dudes ni un momento en llevarle a una de las terrazas más bonitas de la ciudad y que cuenta, además, de unas increíbles vistas del atardecer y de la ciudad de Barcelona. Unas vistas casi 360º de la ciudad en las que verás desde el Tibidabo a la Sagrada Familia.

La decoración de Azimuth, el exclusivo lounge y terraza de Almanac, evoca verano y viene firmada por el prestigioso diseñador Jaime Beriestain que deja su sello en los cojines de tonos rojos y tierra que combinan perfectamente con el mármol de suelos y paredes. 

Una terraza de grandes dimensiones con varios espacios y en las que se suceden, muchas de las noches de verano, conciertos y otros eventos que podéis ver a través de su facebook.

En este exclusivo lounge podréis degustar deliciosos cócteles que embarcarán a vuestro paladar en un viaje por todo el mundo. Además, ofrecen una escueta carta de platos y platillos para acompañar vuestra elección de cóctel. Os recomiendo no perderos su bikini trufado ¡Yummy!

Terraza Almanac Azimuth


Terraza Almanac Azimuth

Terraza Almanac Azimuth



Terraza Almanac Azimuth



A primera línea de la playa, frente al mar de Platja d'Aro encontramos el renovado hotel Aromar. Un hotel nacido hace más de 50 años y que ahora se renueva para dar la bienvenida a nuevos clientes. 


Un hotel que cuenta con 154 habitaciones equipadas con todas las comodidades, salida al exterior con terraza y unas inmejorables vistas al mar. Es importante destacar que no todas ellas han sido renovadas aún pero lo harán en los próximos meses. La decoración de estas nuevas habitaciones  ha sido ideada por Bow Design y es maravillosa.  

Si bien es cierto que a mí me encantó hay que dejar claro que es un estilo que no deja indiferente y algunos lo consideraron "muy frío".

En estas nuevas habitaciones del Hotel Aromar la luz es la principal protagonista, por ello predomina el color blanco que se combina con mármoles de distintos colores: rosa o amarillo. Unas habitaciones de tamaño no muy extenso pero muy prácticas. Destacar su cama con vistas al mar que harán que tu despertar en el hotel sea algo único. También su ducha transparente que da ala habitación amplitud y un punto 'sexy' a la estancia. 

En el baño encontrarás todo lo que necesitas para tu estancia. Las amenities propias y un secador muy digno. 

Todos los apartamentos cuentan con balcón y una silla Acapulco para gozar de la luz del amanecer de Playa de Aro. És única.



El Hotel Aromar cuenta, además, con apartamentos propios, también situados en primera línea de mar y que complementan perfectamente su oferta de alojamiento.

El hotel dispone de una piscina exterior, terraza, salas de reuniones y su propio restaurante, El Bufet de l'Aromar, cuenta con oferta gastronómica que apuesta por los productos locales. Nos gusta que en su desayuno ofrezcan poder tomarlo en la terraza delante de la playa. ¡Eso es un 'must'.

Un hotel que os enamorará desde el primer momento. Ideal para visitar en pareja. Así que: amigas, si tenéis un amigo que va a más, este es el lugar.