ENCIMA DE SOLTERA, APALEADA

By | 13:07 2 comments
Queridas Singlelist,

con este nuevo post no queremos ganarnos enemistades con nuestras amigas casadas, divorciadas y madres, tan sólo es una pequeña reflexión.


A veces nos preguntamos por qué su vida avanza y la nuestra permanece en standby desde hace años. Bueno, más o menos, pero por lo que en amoríos se refiere es un estado de idas y venidas que siempre terminan en el mismo punto:  yo, yo misma  y mi “carisma” (el caso masculino nos gusta más jeje).


Entre los avances de nuestra vida nos planteamos, en un futuro muy, muy lejano (quizá inexistente) el día de nuestra boda (qué mujer no lo ha hecho?).


Para empezar, el tema despedida de soltera. Nosotras, como solteras en estado perenne, nos hemos comido unas cuantas, hemos pertenecido más de una vez al comité organizador con lo que conlleva (lo que hay que oír...):

“Uy, dinos sitios dónde salir, que tú eres soltera y estás al día, que yo como nunca salgo..." (os suena esa frase, eh?! la verdad que aún no sabemos porqué se da por hecho que, por ser la soltera, tienes que ser experta en el nightlife de la ciudad). Bueno, lo que os decíamos, en nuestra despedida de soltera ya damos por hecho que seremos menos de 5, ya nos vemos venir las excusas de muchas de las que nos han invitado a la suya, de lo caro que es todo y ellas ya tienen familia, de que el día no les va bien, de que en el último minuto el niño tendrá fiebre (como si un marido no sirviera absolutamente para nada) u otras muchas que les pueden surgir por el camino.


Luego, nosotras a las bodas hemos ido solas y nuestro presupuesto, regalo y presencia ha sido el de una persona (gasto enorme para la soltera y gasto mínimo para la que se casa). Ahora, encima que nosotras, posiblemente, seamos las últimas que se casen de nuestros grupos de amigas tendremos que invitar a la amiga, su hijo (o hijos) y posiblemente a su pareja (y sabemos que el ser las últimas en casarnos no es culpa nuestra ni de ellas, es una circunstancia). ¿Estamos obligadas a invitar a toda su familia? (léase: pareja e hijos). ¿Qué les parecería si hiciéramos una boda “children not allowed”? Porque sabemos que a más de la mitad de ellas esta decisión les parecería una barbaridad y no vendrían.
Pues si no vienen nos entran ganas de mandar a cada una de ellas una bonita carta con el siguiente texto: “Querida tal ¡por fin me caso! Sí, sé que parecía impensable pero finalmente he encontrado a the one, qué pena que no puedas venir a la boda, aún así estaré encantada de recibir mi regalo por valor de: xxx euros (valor que yo invertí a fondo seguro el día de tu boda). Adjunto fotos del modelazo, peinado y maquillaje, facturas y comprobantes. Puedes devolvérmelo en cómodos plazos de 12 meses.



Atentamente,



The Singlelist.

Entrada más reciente Entrada antigua Página principal

2 comentarios:

  1. Muy bueno¡¡¡

    Jajaja las solteras estamos muy mal valoradas.....

    Muackss

    ResponderEliminar
  2. Os aseguro que las emparejadas, casadas, etc...nos envidian muchas veces.
    Sólo de pensar en todo eso, me da una pereza tremenda. Estoy mejor soltera, qué leches!

    ResponderEliminar

... Siéntete libre de comentar